jueves, 22 de febrero de 2007

Fue sin querer

Fue sin querer

De los MP3 infectados de McDonald's a las millonarias inversiones de Wal-Mart para terminar el año en rojo, pasando por el Picasso roto de un codazo y el errado entrevistado de la BBC, aquí las mejores metidas de pata de los últimos tiempos.

Leonardo Bachanian. De la Redacción de Clarin.com
lbachanian@claringlobal.com.ar

Cuando la voluntad de los dioses, la predisposición del maquinista, la suerte y el viento a favor coinciden en un mismo cóctel, el tren que va a Mar del Plata completa casi la mitad del recorrido en dos horas. Sin embargo, hace once años el ex presidente Carlos Menem aseguraba en la apertura del ciclo escolar en Salta que, en el futuro cercano, 120 minutos alcanzarían para atravesar la estratosfera y llegar a Japón. Claro que esa tampoco era la inauguración del campeonato interminable de papelones históricos que suelen jugar los políticos locales. Por caso, Lorenzo Sigaut –ministro de Economía en 1981- con "el que apuesta al dólar pierde" y Eduardo Duhalde, de la mano de "el que depositó dólares recibirá dólares" durante su discurso de asunción en 2002, son dos grandes competidores.

Más acá, este gobierno llenó la solicitud de inscripción al certamen con el supuesto acuerdo millonario con empresas chinas y con los recientes y polémicos datos de la inflación de enero que difundió el INDEC. Es que según el informe, el turismo subió un 3,7%, un número mentiroso, por ejemplo, apenas se pisa la Costa. Claro que la política no está sola en esta cruzada, donde también se anotan los ámbitos empresariales, institucionales, comunicacionales, sociales y deportivos.

"El único Bahiano que conocemos es el cantante de Los Pericos", era el chiste de moda en La Boca, allá por diciembre de 2005, después de que Mauricio Macri presentara a la estrella brasileña que, según él, iba a romper el mercado. ¿Cafú, Roberto Carlos? No: Dermival Almeida de Lima, Bahiano. El muchacho escuchó un par de simpáticos olé, olé, Negro, Negro antes de irse a los seis meses en medio de acusaciones a sus compañeros porque, decía, lo cargaban mucho.

José Roberto Penteado. Dicho así puede que no despierte el interés de nadie, aunque hace unos años voló vía spam por las casillas del globo. Es que, photoshop mediante, este hombre logró colarse en los acontecimientos más grandes de la historia. Pero el diario Crónica lo conocía de antes: había puesto su foto en tapa, donde se lo veía en la terraza de las Torres Gemelas segundos antes de que el 11-S la impactara uno de los aviones, como un desafortunado turista. Y en tren de tapas, difícil olvidar el papelón de la revista Noticias en 2005, que publicó en la portada una supuesta imagen del hijo de Néstor Kirchner, cuando en realidad se trataba de un abogado de Canal 9.

Pese a todo, un poco por aquello de mal de muchos o porque la globalización no deja afuera siquiera los peores bochornos, el campeonato de papelones se juega en todo el mundo. Y si no que comparezcan como testigos el productor de la BBC de Londres que confundió, y puso al aire, al congolés Guy Goma con el experto en tecnología Guy Kewney, y el magnate de Las Vegas Steve Wynn, quien tenía vendido un Picasso en 139 millones, pero lo rompió de un codazo mientras se lo mostraba a sus amigos. Pero si parece poco, la CNN ofrece un panorama internacional de metidas de pata que, además de esos dos, incluye otros 99 casos que ocurrieron el año pasado. Acá, alguno de ellos:


Con San Lorenzo les fue mejor. Para CNN, la cadena de supermercados Wal-Mart mereció el primer puesto dentro de la larga lista de papelones. Se entiende: contrataron a la firma Edelman, una de las más importantes en Estados Unidos, para mejorar la imagen pública de la empresa y mostrar los beneficios que obtienen quienes trabajan ahí. Sin embargo, no alcanzó. Por primera vez en los últimos diez años, la firma terminó con los balances en rojo. Y, como si fuera poco, ocupó cinco lugares más dentro del listado de papelones.




Dejá mi amor, yo invito. Puede que muchos de los empleados de la cadena de cafetería Starbucks, de los Estados Unidos, hayan podido soltar esa frase ante sus parejas en 2006. Ocurre que la empresa les envió por correo electrónico un cupón para ser impreso y canjeado por un café helado en cualquiera de sus sucursales. Hasta ahí ningún problema, sólo que no se dieron cuenta que el mail podía reenviarse a miles de usuarios y los cupones impresos, reproducirse las veces que se quisiera. Lógico, los locales se llenaron de garroneros y la promo se suspendió.




Con lo que cuesta un MP3.... McDonald's decidió regalar diez mil MP3 en Japón. Genial, Ronald, se alegraron muchos. Pero no. El aparatito venía con diez canciones y, sobre todo, con muchos virus. En consecuencia, cuando se lo conectaba a la PC, las contraseñas, claves de usuarios y otros datos persoales iban a parar a manos de un séquito de hackers. (Foto: Philip.greenspun.com)







Crecimiento sostenido. El gobierno griego se frotaba las manos antes del anuncio: de 2000 a 2006, el PBI registraba un alza del 25%, según los funcionarios. ¿El secreto? Fácil, en el cálculo también estaban sectores productivos no tradicionales como la prostitución y el lavado de dinero. La revisión de ese PBI excitante le costó al Gobierno 600 millones de dólares anuales en fondos destinados a las naciones en desarrollo.





"101 Modos de ahorrar el dinero". No es el último libro fetiche, sino la guía práctica que la quebrada Aerolínea norteamericana Northwest Airlines hizo circular entre sus miles de empleados, al tiempo que los despedía. Los consejos incluían bucear en los tachos de basura que algo bueno siempre se encuentra –"No sean tímidos sobre algo que les guste de la basura", rezaba uno de los puntos- y pasear por los bosques de la ciudad como una alternativa de salida económica. (Foto: The Widebody Aircraft Parade)




Échale la culpa a Borat. En Kazajstán no quedaron muy conformes con la película "Borat: Cultural Learnings of America for Make Benefit of Glorious Nation of Kazakhstan". En plena campaña de destrucción para con el actor Sacha Baron Cohen, por la imagen atrasada de Kazakhstan que dio al mundo en el filme, mandaron a imprimir nuevos billetes de circulación oficial... y no hicieron más que darle la razón a Sacha, ya que escribieron mal la palabra banco. (Foto: Borat.tv)




Aguas que bajan turbias. "La etiqueta dice Fiji, porque no fue embotellada en Cleveland", decían los anuncios del agua mineral Fiji. Esto provocó la ira de los funcionarios de Cleveland, que se tomaron revancha. Mandaron a estudiar el agua, y revelaron que contenía 6.3 microgramos de arsénico por litro, mientras sostenían que la que corría por las tuberías de ese Estado no tenía un sólo rastro de arsénico. Después de eso, en Fiji volvieron a tomar la posta y también ellos mandaron a estudiar su producto. ¿Resultado? Dos microgramos por litro. Lo que se dice, el tiro por la culata. (Foto: Reelparadise.com)

2 comentarios:

PelosLokos dijo...

era necesaria la foto de borat ???

eso y las imagenes impregnadas de añerika en mi retina
no duermo payaso me come!!!

Stay in touch

miaka dijo...

buuu.. no vi fotos de amerika..¬¬
quiero ir a amerika!!! me la re perdi esa salida!!!! :(

respectoo del post, me rei con lo dal papel q se imprimia por millones y tal cual dijio pelos, eraa necesaria la pic de borat...
bueno... besos!!!


::::::..miaka